Tras correr toda la cancha, Jonathan Clauss hizo un golazo y no pudo contener su emoción